Reseña: ‘El Inmortal Hulk’

 

Una de las últimas sorpresas que nos ha traído 2018 ha llegado a nuestras librerías el pasado mes de noviembre de la mano de Marvel (Panini Comics). En efecto, estamos hablando de El Inmortal Hulk, guionizado por Al Ewing (Vengadores Sin Rendición, Loki Agente de Asgard) y con Joe Bennet encargándose del dibujo. Debido a la gran acogida que ha tenido esta serie, no hemos querido perder el tiempo y hemos leído las cinco primeras grapas americanas para contaros nuestras primeras impresiones y que así os sea más fácil decidir si queréis o no dar una oportunidad a esta nueva etapa. Eso sí, como siempre, estará libre de spoilers:

Una de las principales características a las que el cómic superheroico nos tiene acostumbrado es que nada es permanente y todo vuelve. Así pues, lo que encontramos en estas primeras páginas es el regreso de Bruce Banner y, por supuesto, Hulk. Con esta premisa, el hype de muchos bien podría estar ya por las nubes, pero si a este retorno de personaje le sumamos una ambientación que nada tiene que envidiar a las clásicas películas de terror y suspense, tenemos el pack completo.

El miedo y tensión, especialmente evidentes en los tres primeros números, es palpable en cada página y te sumerge de lleno en la atmosfera de la trama que te están contando, llegando a olvidarte de todo tu alrededor. El equipo creativo no solo hace un buen trabajo, si no uno original, diferente, al que no estamos acostumbrados en obras de esta índole.

A título personal, cuando me encuentro leyendo un cómic de Marvel y DC, valoro el logro de sus creadores en función de si me he quedado con ganas de saber más del personaje, de leer etapas anteriores y descubrir más cosas de su pasado, y esto es precisamente lo que ha ocurrido en esta ocasión. Reconozco que, hasta este momento, lo más cerca que ha estado esta vuestra servidora de interesarse por Hulk ha sido por Jennifer Walters (de la cual ya hablaremos en otra ocasión con motivo de la finalización de la etapa de Mariko Tamaki) pero, más allá de eso, siempre había sido hasta ahora este un personaje que me era bastante indiferente. Sin embargo, estos cinco primeros números han bastado para que quisiese saber más de su historia, por qué actúa como lo hace, conocer sus traumas del pasado. Teniendo en cuenta la posición que ocupa Bruce Banner como Hulk, me parece sumamente difícil conseguir empatizar con él y, en esta ocasión, he sentido su angustia y miedos, sus propósitos me parecían lógicos y, desde luego, tengo intención de seguir la serie, no solo por saber cómo se resuelve la trama, si no porque estoy disfrutando sus interacciones con otros personajes, ya sean viejos conocidos o figuras secundarias que probablemente no volvamos a ver.

Por todo ello, no puedo hablaros de la evolución de nuestro tan famoso protagonista, pero sí deciros que, si queréis una serie bien narrada, que os mantenga en tensión, oscura, coherente, que tiene en cuenta a los civiles, la gente de a pie, y que podáis disfrutar mes a mes, esta es una gran opción. Por descontado, nosotros no vamos a perder de vista su progreso, así que os recomendamos estar atentos a nuestras redes para descubrir qué nos va pareciendo.

Por otra parte, no podemos despedirnos sin hacer especial mención a las portadas de Alex Ross, cada una de ellas digna de ser enmarcada y con un uso espectacular del color.

Y a vosotros, ¿qué os ha parecido esta vuelta de Bruce Banner?

Pincha aquí para comprar el número 1 y comenzar a leer esta nueva etapa de Hulk 😀

Reseña de Sara Menchén

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *